Inicio - Ciencia y Tecnología - Zuckerberg e Instagram no pueden parar a TikTok y comienzan a encenderse las alarmas

Zuckerberg e Instagram no pueden parar a TikTok y comienzan a encenderse las alarmas

Pantalla de un iPhone con el icono de TikTok - Getty

Facebook cambió por completo el paradigma de las relaciones primero, y el entretenimiento después. Su baza consistió en ofrecer un contenido muy visual y esquemático: fotos, vídeos y textos que se distribuían en un mundo de relaciones (virtuales).

Luego apareció Instagram poniendo todo patas arriba: contenido, si cabe, todavía más visual, pero sobre todo, más rápido de consumir. En medio de ambos, YouTube libraba su propia guerra mostrando contenido puro y duro en vídeos de mediana y larga extensión.

En esta especie de pax romana, de pronto surgió Snapchat con una receta todavía más breve y con un ingrediente nuevo: vídeos muy cortos, sin texto, y efímeros; en ese momento Meta (entonces, Facebook), ya había fagocitado Instagram, y el equipo de Zuckerberg aplicó la fórmula de la apisonadora: emular a Snapchat pero jugando con la base millonaria de usuarios de Instagram.

Se había establecido un nuevo orden y todo parecía ir bien en la sede de Meta, hasta que un bofetón les despertó de la siesta. Venía de China. TikTok ofrecía algo todavía más inmediato y atractivo para la llamada ‘generación z’: nada de fotos, sino vídeos muy breves que se ofrecían al usuario en función de un algoritmo.

TikTok (heredero de Musical.ly) fue arramplando con el grueso de los nacidos en la década de los 2000 y de ahí sigue creciendo de forma imparable hacia usuarios de más edad. ¿Por qué? Somos cada vez más vagos y nos encanta el contenido visual y sin compromiso.

Frustración en la sede de Meta: no hay quien les pare

Un vídeo de unos pocos segundos con un contenido completamente aleatorio resulta irresistible y tras el cual, podemos ver otro desplazando con el dedo hacia arriba, y así sin parar. En un abrir y cerrar de ojos, uno se ve atrapado entre gatitos, chistes y curiosidades en TikTok.

La preocupación se hizo evidente entre las huestes de Zuck, que aplicaron la fórmula que tan bien les había funcionado siempre: la imitación. Reels era la tropa llamada a acabar con estos incómodos chinos. Una apuesta, a nivel técnico, muy similar a la de TikTok, que, sin embargo, no está ofreciendo los resultados esperados.

Un documento interno de Meta filtrado por el WSJ ha revelado la desesperación de los primeros en su intento por aplastar a TikTok. Y no es para menos: los usuarios de Reels (Instagram) pasan 17,6 millones de horas al día viendo vídeos frente a unos desmedidos 197,8 millones de horas de TikTok.

Fuente: us.finanzas.yahoo.com

Más noticias...

La NASA se lleva una sorpresa al estudiar el subsuelo de Marte

Un año y medio después de que el rover Perseverance de la NASA aterrizara en Marte, estamos recibiendo …

A %d blogueros les gusta esto: