Inicio - Ciencia y Tecnología - Las redes sociales semiautomáticas con IA están a la vuelta de la esquina. Y LinkedIn ya ha dado el primer paso

Las redes sociales semiautomáticas con IA están a la vuelta de la esquina. Y LinkedIn ya ha dado el primer paso

Las redes sociales semiautomáticas con IA están a la vuelta de la esquina. Y LinkedIn ya ha dado el primer paso

«Empezar una conversación es más difícil que unirse a ella». La reflexión es de Daniel Roth, periodista, y vale tanto en el patio de la escuela como para una sala de juntas, el ascensor que utilizas a diario para llegar a tu despacho, la salita de espera del dentista o, dado el caso, una red social. Por eso LinkedIn, donde trabaja Roth, ha decidido echar mano de la inteligencia artificial (IA) para romper el hielo e incentivar lo que acaban de bautizar como «artículos colaborativos». La idea es interesante. Sobre todo por lo que puede representar para las plataformas.

Otro ejemplo de la IA ganando espacio. Ahora, en las redes.

¿Qué es lo que propone LinkedIn? Impulsar contenidos con ayuda de la IA generativa. Hace unas semanas la plataforma, propiedad de Microsoft y con más de 900 millones de usuarios repartidos por 200 países, según sus propios datos, anunció el lanzamiento de los «artículos colaborativos», «temas de conocimiento publicados por LinkedIn con ideas y perspectivas añadidas por la comunidad».

El objetivo —recalca— es aprovechar la experiencia acumulada por sus usuarios, el «conocimiento colectivo» para abordar diferentes cuestiones profesionales, como las mejores estrategias para ascender o planificar una campaña de promoción.

¿Y qué papel tiene la IA? He ahí la clave. LinkedIn explica que los artículos «comienzan como iniciadores de conversación impulsados por IA». La compañía no ahonda demasiado ni va mucho más allá. Solo señala que se echa mano de la inteligencia artificial para «impulsar» los contenidos con la participación de su equipo editorial y que el objetivo es lograr la participación de la comunidad.

«Utilizando el Gráfico de Competencias de LinkedIn, emparejamos cada artículo con miembros expertos relevantes que pueden aportar sus lecciones, anécdotas y consejos […]. Como iniciar una conversación es más difícil que unirse a ella, estos artículos facilitan que los profesionales se reúnan y añadan y mejoren ideas, que es como se crea el conocimiento compartido», abundan desde la plataforma, que durante las últimas semanas ha anunciado otros recursos basados en la IA.

¿Y por qué es relevante? Más allá de la propuesta concreta de LinkedIn, la fórmula es interesante porque nos muestra a una red social impulsando contenido generado por IA entre sus usuarios. Visto de otra forma: echar mano de la IA para incentivar y generar el debate entre su comunidad. En este caso, con la implicación del equipo editorial de la empresa y buscando la participación de los expertos y la «retroalimentación» de los usuarios, que pueden reaccionar a los contenidos.

James Vicent, de The Verge, insiste en este pormenorizado artículo, en la importancia del anuncio, un «hito» entre las grandes redes. Desde luego no es la primera vez que los caminos de la inteligencia artificial y las plataformas sociales se cruza —las compañías conocen desde hace tiempo las posibilidades del feed algorítmico para captar la atención de sus usuarios—, pero eso es distinto a compartir directamente contenidos generados por una IA.

¿Importa el contexto? Sí. Y mucho. El anuncio llega en un momento peculiar, marcado por el desarrollo de la IA generativa para la creación de textos, imágenes e incluso música y el éxito alcanzado por ChatGPT-4Stable Difusion o Midjourney V5. Las compañías no son ajenas a esa tendencia, como lo demuestra el chatbot de Bing, los pasos dados por Snapchat o Discord e incluso el movimiento de ficha de Meta, embarcado en su propia carrera y que trabaja en «personajes de IA» para ayudar a las personas «de varias maneras». Lo es también para las redes , que afrontan sus propios desafíos para captar usuarios y buscar su rentabilidad.

La gran pregunta es si el nuevo anuncio de LinkedIn indica que estamos avanzando hacia las redes semiautomatizadas y qué papel se permitirá asumir a la IA, incluyendo bots de chat para estimular a los usuarios. También cómo afectarán a las redes. Los propios bots han supuesto un reto para las plataformas y la propia LinkedIn no es ajena al impacto que pueden tener los perfiles falsos con IA.

Fuente: xataka.com

Más noticias...

Microsoft quería ser negativo en carbono en 2030, pero ha aparecido un gran obstáculo: la inteligencia artificial

Hace cuatro años Microsoft prometió que a finales de esta década lograría ser negativo en carbono …

A %d blogueros les gusta esto: